*

Más Deco

Departamento, sao Paulo, Maíra Acayaba, sillas Thonet, SuperLimão, fotógrafadiseño, decoración

Tiene onda

Todo es lindo, contemporáneo, abierto, funcional. Aquí vive una familia paulista presidida por la fotógrafa Maíra Acayaba, en un departamento sesentero refaccionado en el barrio de Jardins. Aquí todo fluye y tiene nombre propio. Elecciones bellas en los materiales, en el arte y en el diseño del mobiliario. Conceptual y acogedora, sí, esta casa tiene onda.


Maíra Acayaba sabe de estética. Es fotógrafa especializada en arquitectura e interiores, publicando sus trabajos en revistas brasileñas como Casa Vogue, Elle o Casa e Jardim. Además ha publicado libros y expuesto en distintas instancias importantes, como la Bienal de Sao Paulo. Y vive aquí, en este departamento de 156 m² en el barrio de Jardins, cerca de la Avenida Paulista y de restaurantes, bares, servicios; de hecho, Maíra nos cuenta que con su familia hacen muchas actividades caminando.
Sí, aquí vive con su familia, su pareja y su hija de tres años, Lina; en un ambiente suelto, funcional, rico en espacialidad –muy abierto e integrado– y, sobre todo, bellísimo. La remodelación del departamento es obra del arquitecto Lula Gouveia, socio de SuperLimão Studio. La propiedad, de los años sesenta, tenía los espacios integrados desde antes de la reforma y después de la demolición de algunas paredes. La elección de los materiales y colores más sobrios fue intencional para resaltar marcos, fotos y objetos de diseño. “Nos gusta mucho recibir amigos y familia para fiestas y comidas. También acostumbramos recibir amigos con hijos pequeños, pues nuestro departamento es muy agradable para los chicos”, resalta la fotógrafa.
Para separar el área social de la zona íntima se instaló una puerta corredera de madera contrachapada y de color azul marino con acabado a la cera. Al ingresar al área privada, en una de las tres salas se encuentra la oficina de la fotógrafa, que trabaja desde su casa la mayor parte del tiempo. Luego, abriéndonos hacia el pasillo, el ambiente se divide entre la suite de la pareja y la habitación de Lina, que tiene su espacio delimitado por una estantería con escaleras de madera contrachapada.

Zonas comunes
En el living, un jardín suspendido compuesto por plantas tropicales rompe la aridez del ambiente y ayuda a crear un microclima humidificando y filtrando el aire del ambiente. Debajo de él hay dos tumbonas de diseño de Lula hechas con solo chapa plegada. Obras del brasileño Sacilotto –muy relevante en la historia del arte cinético de Brasil entre los años 1940 y 1970– despiertan los muros blancos y luminosos en buen gusto. Luego aparecen las obras de la contemporánea brasileña Mariana Tassinari y también Juarez Machad, y fotografías de Maíra Acayaba, la dueña de casa. El comedor circular rodeado de sillas Thonet le da calidez al momento/atmósfera.
En el hall de entrada, en el techo, se instaló el primer prototipo de la lámpara Biro-Biro, hecha de viruta de acero y diseñada por SuperLimão. En la pared se puso un panel con grafito que fue rescatado de un revestimiento de obra en Santa Cecilia, un barrio de Sao Paulo. En el piso, el material utilizado fue resina epoxi y en el techo se instaló luz led para crear un plano iluminado.
En la sala de estar, los bancos de demolición de madera actúan como sofás móviles que pueden cambiarse o moverse según el uso que se le quiera dar al espacio.
La cocina se abre a la sala de estar creando un ambiente único. Un mural de azulejos de la marca brasileña Lurca junto con cobogós originales de la fachada del edificio son las únicas paredes del ambiente. Los cobogós son un elemento arquitectónico, el más simple ladrillo, que permite la entrada de la luz y la ventilación natural, utilizando las fenestraciones y aberturas de las construcciones. El punto de origen del cobogó se detecta en la década de los 20, específicamente en Recife, Brasil. Dada la latitud en Brasil el sol y su potencia penetran fuertemente, por ello estos elementos filtradores dibujan sombras en pisos y paredes.
En el dormitorio de Lina, una pintura con diseños geométricos forma un bosque estilizado en las paredes y la parte inferior tiene pintura de pizarra para dibujar.
En el dormitorio de la pareja, la cama tiene una estructura de madera de demolición igual a la cabecera creada por la diseñadora y amiga Diana Albuquerque. mairaacayaba.com / superlimao.com.br

Departamento, sao Paulo, Maíra Acayaba, sillas Thonet, SuperLimão, fotógrafadiseño, decoración