*

Más Deco


El plástico está hecho de petróleo y de carbón que no se disuelven. Reciclar este material es de suma relevancia, pues evita basura, ahorra energía y recursos naturales. Para el medioambiente el plástico es una grave amenaza porque tarda años en degradarse; se estima hasta 180 según su tipo. Sin embargo hay que ver el plástico como un recurso y no un desecho. Las tres principales finalidades de su reciclado son: la reutilización directa, el aprovechamiento para la fabricación de nuevos productos y su conversión como combustible (tiene más capacidad calorífica que el carbón o la madera, por lo que es una ironía que se desperdicie).
Debido a los diferentes pesos moleculares de sus largas cadenas de polímero, los plásticos poseen una baja entropía de mezclado. Por lo que cuando diferentes tipos de plástico se mezclan, tienden a separarse, como el aceite y el agua, por ello sus tipos tienen que ser idénticos para mezclarse eficientemente. Estas mezclas poseen muy pocos usos; de aquí el símbolo universal del triángulo con su número correspondiente. Otro problema al reciclar el plástico es el uso de tintes, rellenos y otros aditivos que se encuentran en ellos, los que son muy difíciles de eliminar sin dañar el plástico. Otra barrera es que muchos productos plásticos no tienen el símbolo (hay que exigirlo).
Sus códigos y algunos usos comunes son: 01 PET (tereftalato de polietileno), usado para botellas de todo tipo; 02 PE-HD (polietileno de alta densidad), utilizado en tuberías para agua o bolsas de compras; 03 PVC (policloruro de vinilo), film que se utiliza para envolver alimentos, tubos para agua, perfiles para fabricación de ventanas, aislación flexible para cables eléctrico, pisos flexibles, tarjetas de crédito, lonas para publicidad, cuero ecológico para todo tipo de aplicación, suelas para calzado, cualquier tipo de tela impermeabilizada; 04 PE-LD (polietileno de baja densidad), material para fabricar bolsas para alimentos, botellas exprimibles; 05 PP (polipropileno), en vajilla reusable para microondas, elementos de cocina; 06 PS (poliestireno), para cajas para huevos, tazas, platos y cubiertos desechables, contenedores para alimentos, y 07 O (otros, a menudo policarbonato o ABS), utilizado en embalajes, discos compactos, lentes, luminarias para automóviles.
Los hechos demuestran que los plásticos permiten ahorrar peso y con ello combustible en los medios de transporte, actualmente los automóviles pesan casi 200 kilos menos. Esto los hace emitir unas 7 veces menos carbono. En los últimos 20 años el peso de los miles de productos con plásticos han bajado en un 30% promedio.